domingo, 3 de febrero de 2008

Finding Neverland (Descubriendo Nunca Jamás)


Esta tarde he podido disfrutar de esta maravilla. Es una de las muchas películas que tengo hace tiempo en mi lista personal pendientes de ver. Siempre reconforta que después de tenerla tanto tiempo en un cajón, veas una película y te guste tanto. Entonces te preguntas: ¿Porqué no la habré visto antes?

"Finding Neverland" nos cuenta la historia de como el autor de la obra original "Peter Pan" consigue su inspiración para escribirla. Esa es la premisa inicial del film, pero poco a poco eso pasa a ser una parte secundaria de la película, y nos introducimos en el mundo fantasioso y fantástico de los niños y del escritor protagonista. Poco a poco nos muestra como el autor va recogiendo datos para construir su relato. Por ello vemos como se introduce poco a poco en la vida de cuatro niños abriéndoles los ojos a la imaginación y a la magia.

Hay una escena que es realmente brillante. La escena del barco pirata es increíble, sublime. La manera como el director teje la parte real y la parte imaginaria es fantástica. Eso es una de las mejores cosas que tiene la película, que en el momento es que te estas imaginando algo, de repente te lo muestran.

Me ha encantado por la sensibilidad tan especial con la que el director toca todos los temas de la película. Es un film para niños sobre niños, pero que como pasa en su representación teatral, los mayores también la disfrutan. Esa manera de tratar todo el fabuloso mundo en que se enmarca Peter Pan es absolutamente brillante.


No tengo absolutamente nada en contra del reparto. Excelente es decir poco. Todos los actores protagonistas están perfectamente adaptados. Desde hace años, el señor Johnny Depp no deja de sorprenderme en cada película en la que aparece. Y que decir del descubrimiento de ese niño, llamado Freddie Highmore. Un verdadero portento y un acierto. Transmite una sensibilidad y una sencillez digna de un adulto. Las mejores escenas de la película son las que comparten estos dos actorazos. Se nota que existe una gran química entre Depp y el niño. Es una relación basada en el entendimiento, la comprensión y el disfrute personal el uno del otro. Es maravilloso verlos a los dos en la pantalla.

La película me ha emocionado mucho. Me he sentido como un niño viéndola. Si la hubiese visto en una pantalla de cine, sin duda me hubiera emocionado mas.


Un diez señores. Eso es lo que se merece. A partir de ahora pasa a ser una de mis películas favoritas y que pienso revisionar de vez en cuando, para volver a introducirme en el país de Nunca Jamás para sentirme como un niño y emocionarme como un adulto.

Y a los que no la hayáis visto, no dejéis pasar mas tiempo!!!

2 comentarios:

Rick Blaine dijo...

A mi tambien me encantó!!

Jhonny Deep es algo fuera de serie!!

Ellohir dijo...

Cierto, muy buena peli. Y Peter Pan, aunque la gente no se de cuenta, también es un libro buenísimo.